Relojes muertos, de Eva María Medina

Suelen atraerme bastante las obras literarias protagonizadas por personajes que padecen algún trastorno mental o de la conducta. La locura es un tema muy literario —o, al menos, a mí me lo parece— y a través de la literatura un buen escritor puede lograr que el lector sienta algo parecido a lo que percibe una persona que sufre algún trastorno. Este es el caso de la novela Relojes muertos, de la escritora Eva Medina.

El protagonista de esta novela es un hombre que acaba de salir de un psiquiátrico. Se supone que si sale del hospital es porque ya está recuperado, pero desde el principio nos damos cuenta de que la cabeza de este hombre no funciona como debiera. La historia está escrita en primera persona; los lectores vemos y oímos lo mismo que ve y oye el protagonista. El hombre describe escenas cotidianas de su vida: la vuelta al trabajo (preocupado desde el principio por lo que pensarán de él su jefe y sus compañeros), su relación de pareja (que comienza bien, pero que poco a poco experimenta un deterioro decepcionante), su deambular errático por las calles de Madrid… El protagonista trata de llevar una vida normal, lucha sin éxito por aparcar los fantasmas que lo acosan:

Estas imágenes me asaltaban con frecuencia. Todo era gris, sucio, con lluvia, y el humo saliendo de esa especie de fábricas. Apreté los ojos estrujando los párpados. Que se fuesen, que se fueran, pero las imágenes estaban tan dentro…

En ningún momento de la novela se menciona cuál es la patología que sufre el protagonista. Sí lo pone en el prólogo y en la contraportada, aunque cualquiera que haya oído hablar de la esquizofrenia puede darse cuenta de que es ese el trastorno que sufre el hombre de la novela.

En mi opinión, el punto fuerte de esta obra, lo que la hace diferente, es la manera excepcional de la autora de desgranar la amalgama informe que el protagonista tiene en la cabeza; la realidad se mezcla constantemente con las alucinaciones y los recuerdos. En algunos momentos el lector no puede distinguir lo que es verdad de lo que es paranoia y, precisamente, eso es lo que más me ha gustado: sentir, al igual que el protagonista, que el mundo es un escenario completamente delirante del que uno no puede escapar.

Esta es la primera novela de Eva María Medina, que fue publicada en 2015 por la editorial Playa de Ákaba. Su segunda novela quedó finalista el año pasado en el prestigioso premio Herralde.

9 comentarios en “Relojes muertos, de Eva María Medina

  1. La mente es una enorme incógnita y la locura una sentencia que señala a que lado de la cómoda línea de la pretendida normalidad está cada cual. Parece una lectura interesante. Un beso.

      1. Creo que siguiendo el tratamiento adecuado y en una dosis ajustada, la esquizofrenia se puede vivir y ser muy feliz, como cualquier persona con cierta capacidad disruptiva. Un besazo.
        Verás que evito citar el término enfermedad porque creo que supone establecer un prejuicio en si misma.

  2. A mí también me parece que los trastornos mentales o conductuales son un tema muy interesante para explotar en la escritura. Conseguir, a través de la escritura, transmitir lo que ve y siente alguien que los sufre me parece todo un logro. Un abrazo.

    1. Muchas gracias, Paco. No reseño todos los libros que leo, solo los libros escritos por amigos o bien los de autores poco conocidos que creo que merecen mucha más atención de la que reciben. Llámame idealista… Un abrazo

Responder a carlos Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s