Concierto para violín

violínElla tomó su violín, el mismo que llevaba tocando desde los ocho años, y lo apoyó suavemente entre el cuello y el hombro. La pieza que iba a tocar a continuación era verdaderamente compleja, tal vez una de las más difíciles jamás compuestas para ese instrumento. Cuando estudiaba el último año del conservatorio, ningún alumno en la historia de la prestigiosa institución había conseguido ejecutar esa pieza excepto ella. Tal vez el público que estaba allí aquel día fuese especialmente sensible a la música, o quizás más conocedor de la complejidad que entrañaba la melodía elegida. Fuera cual fuese la razón, los aplausos se extendieron durante varios minutos cuando el violín terminó de sonar. Y no solo fueron generosos con la ovación, sino también con la cantidad de monedas que depositaron sobre el platito de plástico que ella colocaba en el suelo de la plaza unos minutos antes de cada exhibición.

14 comentarios en “Concierto para violín

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s